Gánele al calor en sus vacaciones de verano

Antes de partir a su soleada vacación veraniega, familiarícese con las señales de las enfermedades relacionadas con el calor. Cuando llegue a su destino, incluya un tiempo para que su cuerpo se ajuste al clima.

Si descansa cerca del agua y solo camina trechos cortos, su riesgo de una enfermedad por el calor es bajo. Pero si no está en una gran forma física y no está acostumbrado al calor, tenga cuidado con las actividades extenuantes, como hacer senderismo e ir en bicicleta.

El sistema de enfriamiento de su cuerpo podría fallar si está a una temperatura y una humedad altas durante demasiado tiempo, suda mucho y no bebe los líquidos adecuados. Si incluye algunas bebidas alcohólicas afrutadas, podría llevarse una desagradable sorpresa.

Respete su nivel de aptitud física. Si no está en forma, tómeselo con calma, incluso en actividades divertidas como el piragüismo. Haga descansos