¿Es Bueno Llamar A Los Niños “Gorditos”?

¿Cuántas veces han llamado su hija o su hijo “gordito”? Cuando los padres creen que sus hijos tienen sobrepeso (independientemente de si lo tienen o no) es probable que esos niños aumenten de peso, según un estudio reciente.

“La percepción de los padres podría ser algo así como una profecía autocumplida”, dijo la coautora del estudio, Angelina Sutin, profesora asistente en el departamento de ciencias conductuales y medicina social del Colegio de Medicina de la Universidad Estatal de Florida, en Tallahassee.

LIKE DailyVitamina.com on Facebook! Get Your Daily Vitamin…FOR LIFE!

[ione_facebook_like_box url_segment=dailyvitamina height=”260”]

Pero, ¿no deberían los padres darse cuenta de que sus hijos tienen un peso demasiado alto y hacer algo al respecto?

No necesariamente, comentaron los investigadores. Los niños con sobrepeso aumentaron menos peso si sus padres pensaban que tenían un peso normal, según el estudio.

mother and child eating“En este caso, la percepción errónea podría ser protectora”, indicó Sutin.

Los hallazgos del estudio fueron publicados en línea el 21 de abril en la revista Pediatrics. Aunque el estudio encontró un vínculo entre la percepción de los padres y el peso de sus hijos, no se diseñó para probar causalidad.

Sutin dijo que ella y un colega se inspiraron en estudios que habían descubierto que “los adultos que se perciben a sí mismos como personas con sobrepeso tienden a ganar más peso a lo largo del tiempo que los adultos que se perciben a sí mismos como personas con un peso normal”, independientemente de cuál sea su peso inicial.

En el nuevo estudio, los investigadores observaron los resultados de un proyecto de investigación australiano que dio seguimiento a más de 3,500 niños y a sus padres. “El proyecto siguió a los niños en intervalos de dos años desde los 4 y 5 años hasta los 12 y 13 años. Los padres (el 97 por ciento de los casos, las madres) respondieron a las preguntas sobre cómo percibían el peso de sus hijos.