No hay carne en las tiendas, pruebe una de estas 5 dietas a base de plantas

Como si ya no tuviéramos suficientes problemas relacionados con el coronavirus, ahora, estamos experimentando una escasez de carne debido al brote de coronavirus en las plantas empacadoras de carne en todo el país.

Algunas de las plantas afectadas están incluso cerradas indefinidamente porque muchos de los trabajadores están enfermos en sus hogares.

Esta escasez ha tenido un efecto dominó en varias industrias. Wendy’s, por ejemplo, ha tenido que quitar las hamburguesas del menú en varios lugares porque no tienen hamburguesas (su marca es que sirven carne fresca, no congelada). Un artículo del New York Times detalla cómo las cadenas de supermercados como Kroger y mayoristas como Costco están limitando la cantidad de carne que los clientes pueden comprar.

Si alguna vez pensó en cambiar a una dieta basada en plantas o limitar su consumo de carne, este puede ser el mejor momento. Uno de los mayores beneficios de una dieta basada en plantas es reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, pero como se señala en un artículo de la Facultad de Medicina de Harvard, no todas las dietas basadas en plantas son iguales.